martes, 29 de julio de 2014

[Reseña #27] Siempre, de Maggie Stiefvater -leer el primero y segundo-

Se acabó el juego. Ahora las apuestas son a vida... o muerte.
Los lobos de Mercy Falls vuelven a estar en las noticias. Hace diez años, la manada atacó a una chica. Los periodistas manejaron la palabra "accidente". Una década más tarde, ha muerto otra chica. Ahora, la palabra es "exterminio".
El tiempo se agota para Sam y Grace, para Isabel y Cole. Esta vez, las despedidas pueden ser para siempre.

Esta trilogía es lo mejor que me pudo haber pasado en la vida, en serio. Todo en ella es perfecto y no hay punto de comparación con otros libros u otras series.

Los personajes son increíbles y, a medida que se lee, se los ama muchísimo más. Además, con los cambios de narrador y, por tanto, de perspectiva, casi se aprende a pensar como cada personaje. Se te presenta una situación o un problema y ya no pensas como reaccionarías VOS, sino cómo reaccionaría Sam, Grace, Cole o Isabel. También se aprecian mucho más sus cambios. Todos los personajes cambian en todos los libros, pero en este es en el que realmente se puede notar, entre todos los de la trilogía.
Había pensado que era débil, egoísta, que se miraba el ombligo. Pero ahora lo entendía. Si en ese momento alguien me hubiese dicho: “Isabel, tómate esta pastilla y todo desaparecerá”, me la habría tomado.
La problemática en este libro es el hecho de que los lobos mataron a una chica. La prensa no lo considera un accidente, así que "el pueblo" se propone exterminar a toda la manada. Y lo pongo entre comillas porque, como en toda decisión de esta magnitud, no todos están de acuerdo. Y con el asunto de que Grace ahora se transforma, Cole también, y Beck está en el bosque, todo es mucho peor. 
La tensión e incertidumbre que te provoca cada situación es impresionante e imposible de ignorar. 
Hay muchas escenas que son de relleno, pero eso no es malo, sino que te relaja por un rato y hace que no quieras quemar el libro, poseída por la frustración. 

A mí este libro me hace feliz pero, al mismo tiempo, está tan lleno de tristeza, que creo que es esa la razón por la que me gusta tanto y por la que me siento tan identificada con la historia (además de que me interesan bastante los lobos). No importa cuán feliz una persona sea, siempre su vida va a tener una pincelada de tristeza *intento de ¿poetisa? mode on*.
Yo quería tener una biblioteca así cuando llegase a la edad de Beck. No aquella en particular, sino una cueva llena de palabras que yo mismo me habría ido construyendo.
Las últimas 150 páginas las leí como si nunca hubiera leído el libro antes, porque eso fue lo que produjo en mí.  La velocidad con la que quería leer para saber lo que iba a pasar (aunque ya lo supiera) me ponía muy nerviosa y aumentaba la tensión que ya tenía encima. 

El final puede que no sea lo que uno se espera, e incluso, después de haberlo leído tres veces más o menos antes de esta, entiendo cada vez más el final, y me doy cuenta de que necesitaría un poco más para terminar de explicar QUÉ *DIABLOS* (fui educada) PASA CON ELLOS. Pero eso es parte de la historia y la hace ser lo que es. 

No creo que haya muchas historias como esta, y estoy segura de que no habrá ningún libro ni ninguna serie que me haga sentir lo mismo que esta o que la desplace de mi primer lugar como favorita. EXTREMADAMENTE RECOMENDABLE.

Puntuación: 6/5 (porque así de bueno es, exactamente)

Promedio de la trilogía: 5.83/5 HELL YEAH


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...